GESTORÍA CÓRDOBA



¿POR QUÉ GESTORÍA CÓRDOBA?
            Gestoría Córdoba se encarga del manejo y control de la documentación y archivos de personas naturales y compañías. El tema de la gestión documental está actualmente siendo requerida para las empresas que deseen focalizar su atención y la de sus empleados, en las tareas de estrategia y planificación, para dejar en manos de los expertos, el manejo de toda la documentación y así, poner a disposición de los empleados de una manera fácil y amigable, todos los archivos que ellos soliciten. Esto en líneas muy generales, son los beneficios que supone contratar este tipo de servicio, por otra parte, puede atenderse a otros aspectos positivos.
¿POR QUÉ CONTRATAR A GESTORÍA CÓRDOBA?
1.      Normativas y legalidades de seguridad: Al tratarse de un servicio electrónico, Gestoría Córdoba está sometida a la Ley de Protección de Datos. Esto es porque los trabajos de gestión documental tienen de una vez la ley nombrada como parte del servicio prestado.
2.      Menores riesgos para la compañía: El tema de tener entre las manos una gran cantidad de archivos y documentos, puede provocar que se generen pérdidas importantes por falta de orden, y no por descuido, sino por un tema de que cada empleado debe estar al tanto de sus tareas y no de ver si los archivos están en orden o no, para ello están los gestores documentales que sirven para reducir los riesgos que implican el manejo de grandes volúmenes de documentos.
3.      Mayor movimiento: Esto podemos decirle también que es “adaptación”. Recordemos que estamos en una era tecnológica donde la información se mueve casi por completo de manera digital. Una mudanza física implicaría trasladar lotes y lotes de documentos de no tener un gestor documental que simplemente mantenga almacenada toda la información que se requiere.
4.      Largo plazo para los documentos: Gestoría Córdoba se basa en ir al ritmo de las cosas. Los gestores documentales están para estar ahí desde el nacimiento de un archivo hasta su uso final o eliminación, siempre y cuando sea autorizado por el cliente por supuesto. Por otra parte, el almacenamiento digital asegura la perduración del documento o archivo, ya que, por su condición inmaterial, no está sometida a desgastes por tiempo o espacio a los que un documento físico sí lo estaría. Así pues, aquellos archivos que nacieron desde el génesis de la empresa, pueden conservarse para seguridad y seguimiento de un historial empresarial.